Albóndigas de pollo con mozzarella
Receta de: Carnes
Plato: Aperitivos y tapas, Plato caliente, Segundo plato
Cocina: Moderna
Albóndigas de pollo con mozzarella
Fácil
20-30
301-500
Albóndigas de pollo con mozzarella
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Elaboración
Las albóndigas de pollo son una deliciosa alternativa a las clásicas albóndigas de ternera o cerdo, y si en su interior encontramos una maravillosa sorpresa de mozzarella se convertiran en una tentación a la que no nos podremos resistir. Lo primero que haremos será picar de forma muy fina las pechugas con la picadora. En el caso de no tener siempre se lo podemos pedir a nuestro carnicero. Las condimentamos al gusto (yo suelo salpimentar y echar unas hierbas tipo romero o tomillo), agregamos el pan desmenuzado y la cebolla rehogada. Mezclamos bien hasta que quede una pasta uniforme. Cortamos la mozzarella en cubos pequeños de más o menos un cm de lado, los pasamos por harina, y envolver con la pasta que hemos formado con el pollo y la cebolla. Darles forma de bolas.
 Pasar por harina (o el salvado de avena para una versión más light) y luego por el huevo batido; freír en aceite bien caliente. Estas albóndigas de pollo con sorpresa de mozzarella resultan unos bocados deliciosos por si solos, perfectos para cualquier fiesta como aperitivos, pero si lo quieres convertir en un plato más consistente y usarlo como el plato principal en cualquiera de las comidas, puedes acompañarlas con cualquier salsa, como la tradicional salsa de tomate.