abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Alcachofas rellenas a la crema

Receta de: Verduras y frutas
Plato: Plato caliente, Primer plato
Cocina: Moderna
Alcachofas rellenas a la crema
Media
41-50
€€
Alcachofas rellenas a la crema
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Elaboración
Las alcachofas rellenas a la crema es un plato que me encanta comer, sobre todo en verano, cuando la comidas son más ligeras y no tan contundentes como los puches o los estofados que comemos en invierno, al menos yo pienso así. Este plato es sencillito de hacer y está muy rico. Además los ingredientes que se necesitan son fáciles de encontrar en cualquier tienda o supermercado o incluso son ingredientes que podemos tener en la despensa de casa. Os digo como yo hago yo. Estoy segura de que os gustará mucho. En primer lugar, en una olla grande, con abundante agua hirviendo, vamos a cocer las alcachofas enteras durante 10 minutos. Después, pasado el tiempo, hay que cambiar el agua de las alcachofas por agua limpia y salada, y seguiremos cociendo hasta que estén blandas. A continuación, lavaremos los champiñones, les quitaremos el extremo más terroso del pie y los picaremos muy finitos. En una sartén, se pone una nuez de mantequilla y un poco de aceite, y sofreiremos la cebolla. Seguidamente, añadiremos los champiñones al sofrito y dejaremos cocer hasta que el líquido haya reducido bastante. Apartado del fuego, añadiremos el pan rallado, la nata líquida y el huevo batido, mezclaremos bien y salpimentaremos al gusto. Ahora, hay que escurrir bien las alcachofas, cortar bien la base para que se mantengan de pié, y, con unas tijeras recortaremos bien los cabos y las hojas más exteriores Luego, en una fuente de horno, colocaremos las alcachofas y verteremos el preparado sobre ellas, a modo de relleno. Rallaremos el queso sobre las alcachofas y colocaremos una bolita de mantequilla sobre cada una de ellas. Finalmente, vamos a gratinar 10 minutos en el horno las alcachofas rellenas a la crema. Extender un poco de mantequilla sobre cada rebanada de pan y doraremos en el horno. Colocaremos las rebanadas en una fuente y, sobre cada una de ellas, una alcachofa. Serviremos. ¡Buen provecho! .