abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Gambas al ajillo

Receta de: Pescados y mariscos
Plato: Aperitivos y tapas, Plato caliente, Primer plato
Cocina: Sin gluten, Tradicional
Gambas al ajillo
+Fácil
< 20
151-300
€€
Gambas al ajillo
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Ingredientes
  • Gambas (10)
  • Ajo (1 diente)
  • Aceite de oliva vírgen
  • Pimentón dulce (o picante, 1 cucharita)
  • Gambas (20)
  • Ajo (3 dientes)
  • Aceite de oliva vírgen
  • Pimentón dulce (o picante, 1 cucharada)
  • Gambas (30)
  • Ajo (5 dientes)
  • Aceite de oliva vírgen
  • Pimentón dulce (o picante, 1 cuchara colmada)
Elaboración

Receta clásica, deliciosa, con un sabor único…prueba estas gambas al ajillo y prepara una barra de pan a tu lado….¡porque no pararás de mojar en él! Con el toque de pimentón tendrás una receta sabrosa y que se prepara en tan solo unos minutos. 

Paso 1: 

Pela las gambas y déjalas con las colas. Intenta con ayuda de una puntilla de cocina (o un cuchillo muy fino) quitar el intestino por si tuviera tierra en su interior ya que la sensación en la boca no será muy agradable. Cuanto más limpito mejor.

Paso 2:

Pela los ajitos y córtalos en rodajitas sobre una tabla de cortar. Calienta una sartén con un buen chorro de aceite de oliva virgen. Debes poner un dedo de aceite y no calentarlo mucho y añadir los ajitos y que se vayan haciendo despacito para que no se quemen, queden blanditos y el aceite se impregne del sabor de éstos, que es lo importante y lo que le dará más sabor a tus gambas al ajillo. 

Paso 3:

Añade el pimentón y cocina un poco. Incorpora las gambas y deja hasta que se cocinen a fuego medio. Ve dándole vueltas de vez en cuando. Con tan solo unos minutos de cocción serán suficientes. Hay que dorarlas brevemente para que no queden demasiado cocidas y pierdan su sabor fresco y su textura tierna característica. 

Presentación:

Puedes servir tus gambas al ajillo como tapa con su aceite y ajitos. Y si hay un plato característico de esta receta es la típica cazuela de barro. 

Truco: 

Si quieres preparar unos chips de ajo, tan solo tienes que cortar el ajo en rodajas finitas y añadir en la sartén antes de empezar a calentarlo. 

Sugerencia: 

La clave de esta receta es un buen aceite. ¡Así te apetecerá mojar y no parar! Por ello te recomendamos el aceite de oliva virgen extra marca DIA, de categoría extra y máxima calidad, elaborado por productores españoles.