abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Gambas a la gabardina

Receta de: Pescado y marisco
Plato: Aperitivos y tapas
Cocina: Tradicional
Media
20-30
151-300
€€
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Ingredientes
  • Gambones (6)
  • Cerveza (50 ml)
  • Harina (40 gr)
  • Huevos (1)
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Gambones (12)
  • Cerveza (100 ml)
  • Harina (80 gr)
  • Huevos (1 )
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Gambones (18)
  • Cerveza (120 ml)
  • Harina (100 gr)
  • Huevos (1 )
  • Sal
  • Aceite de oliva
Elaboración

No hay aperitivo más clásico que las gambas a la gabardina 

En muchos casos se considera ya entre esos platos algo viejunos que la moda ha dejado de lado para dar paso a los baos. Sin embargo, no hay bar tradicional que no ofrezca una aperitivo tan apetitoso y sencillo como las gambas a la gabardina 

La cerveza hace las funciones de levadura para que la fritura de nuestras gambas sea lo más ligera y aireada posible, un buen aciete de oliva limpio y  bien caliente nos garantizará que estas gambas a la gabardina consigan la textura que buscamos: muy crujientes por fuera 

Paso 1: Limpiar las gambas retirando las cabezas y la cáscara,  reservar

Paso 2: Preparar la masa para el rebozado: juntar la harina con la cerveza y el huevo, recitifar de sal. Si queremos añadir algún tipo de especia o algo de picante, este es el momento. Si la cerveza está fría, mucho mejor porque ayudará a que la masa salga más ligera

Paso 3: Pasar las gambas por el rebozado y freir en aceite bien caliente

Paso 4 Presentar en un bol con un poquito de cebollino picado y mojar en salsa brava o en mayonesa

Truco ahorro:

Ni se te ocurra tirar las cabezas y las peladuras de las gambas. Para esta receta no las necesitas, pero puedes aprovecharlas para hacer un buen caldo o fondo. Para ello, acerca una cacerola con un chorrito de aceite de oliva e incorpora las cabezas y las cáscaras. Tuéstalas bien y, pasados unos minutos, añade agua y un poco de sal. Deja cocer durante 30 minutos. Pasado ese tiempo, cuélalo… y ya tienes un estupendo fondo para elaborar un guiso, un arroz, una fideuá. Puedes congelarlo para más adelante.

 

En Demos la vuelta al día Recetas con gambas 

En Demos la vuelta al día Aperitivos gourmet