abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Hummus tradicional

Receta de: Legumbres
Plato: Aperitivos y tapas, Entrantes
Cocina: Internacional, Tradicional
Hummus tradicional
+Fácil
151-300
Hummus tradicional
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Ingredientes
  • Garbanzos (125 gr.)
  • Ajo (1 diente pequeño)
  • Limón (medio)
  • Tahina o pasta de sésamo (1 cucharada)
  • Sal
  • Comino (una pizca)
  • Orégano (un pellizco)
  • Pimienta negra (al gusto)
  • Aceite de oliva vírgen extra (un chorrito, para adornar)
  • Pimentón dulce (un pellizco, para adornar)
  • Aceitunas negras (sin hueso, 4 o 5, para adornar)
  • Pan (de pita, tostas o picos, para acompañar)
  • Garbanzos (250 gr.)
  • Ajo (1 diente)
  • Limón (1 ud.)
  • Tahina o pasta de sésamo (2 cucharadas)
  • Sal
  • Comino (media cucharilla)
  • Orégano (una pizca)
  • Pimienta negra (al gusto)
  • Aceite de oliva vírgen extra (un chorrito, para adornar)
  • Pimentón dulce (una pizca, para adornar)
  • Aceitunas negras (sin hueso, 8, o 10, para adornar)
  • Pan (de pita, tostas o picos, para acompañar)
  • Garbanzos (375 gr.)
  • Ajo (2 dientes)
  • Limón (uno y medio)
  • Tahina o pasta de sésamo (3 cucharadas)
  • Sal
  • Comino (1 cucharilla)
  • Orégano (una pizca)
  • Pimienta negra (al gusto)
  • Aceite de oliva vírgen extra (un chorro, para adornar)
  • Pimentón dulce (una pizca, para adornar)
  • Aceitunas negras (sin hueso, 12 o 15, para adornar)
  • Pan (de pita, tostas o picos, para acompañar)
Elaboración

El hummus tradicional es, casi con seguridad, la receta árabe más conocida en todo el mundo, junto con el falafel y el tabulé. Se trata de un puré de garbanzos... que genera acalorados debates: ¿cuál es su origen? ¿lleva ajo la receta original o no? ¿y zumo de limón? Debates aparte, prepara en casa este hummus, y ya verás lo sencillo que es y lo rico que te sale. ¡Inch allah!

Paso 1:

La noche anterior, pon los garbanzos en remojo.

Paso 2:

A la mañana siguiente, cuece los garbanzos con una pizca de sal. Puedes cocerlos en una cacerola hasta que estén bien tiernos... aunque para ahorrar tiempo, emplea una olla rápida en este proceso. Sea como sea, ten en cuenta que uno de los secretos para que el hummus esté rico es que el garbanzo esté muy bien cocidito.

Paso 3:

Escurre los garbanzos de su agua... pero reservando el agua de su cocción, que la emplearás más tarde.

Paso 4:

Con ayuda de la batidora o del robot de cocina, tritura los garbanzos. Añade un cucharón del agua de su cocción y sigue triturando hasta conseguir la textura deseada. Si fuera necesario, añade un poco más de agua. Ve probando hasta que la textura sea de tu agrado... hay a quien le gusta el hummus tradicional más espeso, y quien lo prefiere un poco más suave. Pero eso sí, ten en cuenta que se come haciendo ‘dip’ o mojando, no con cuchara, por lo que debe ser tirando a espeso.

Paso 5:

Añade la tahina, la pimienta negra recién molida, el comino, el orégano, el zumo de limón y el ajo, una vez pelado y partido a la mitad para quitarle el germen, que es el responsable de que repita.

Paso 6:

Sigue machacando el hummus tradicional hasta que se integren bien todos los ingredientes y no quede ninguna semilla entera, o algún trozo de ajo, que luego molestaría en la boca, al comer el hummus. Pruébalo y rectifica de sal, así como de algún ingrediente: comino, tahini, pimienta...

Presentación:

Sirve extendido en un plato y acompaña con pan de pita o algún pan plano, es decir, de pan ácimo, porque el hummus se come mojando con el pan. También puedes poner tostas o picos. Hay varias formas de adornar este plato, pero lo más habitual es añadir un chorrito de aceite de oliva virgen extra, espolvorear una pizca de pimentón dulce (pero con prudencia, porque aporta mucho sabor, y podría anular al hummus tradicional), y poner unas aceitunas negras sin hueso. En lugar de las aceitunas, también puedes poner de adorno unos garbanzos enteros cocidos (si te acuerdas de reservar unos cuantos antesde machacarlos). ¡A disfrutar!.

Sugerencia:

Los mejores garbanzos para hacer un hummus tradicional son los gordos y rugosos. Así que no dudes en elegir para este plato los garbanzos de la marca DIA, que son de calidad extra... en este caso no tendrás más que ponerlos en remojo la noche anterior y cocer con un poco de sal al día siguiente. Cuando los garbanzos son pequeños, o son de una calidad un poco inferior... es preferibles añadir una cucharilla pequeña de bicarbonato en el agua del remojo.

Pasta de sésamo:

La tahina o tahini es una pasta hecha a partir de semillas de sésamo molidas. Es la base de muchas recetas, dulces y saladas, de la cocina de Oriente Medio y del norte de África. También se utiliza en la cocina turca y griega. Lo encontrarás en comercios especializados árabes o marroquíes, carnicerías ‘halal’… aunque cada vez es más fácil encontrarlo en comercios generales.

Los garbanzos deben pasar una noche a remojo