abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Lasaña de pollo sin pasta

Receta de: Aves, Salsas, Verduras y frutas
Plato: Plato caliente, Plato único, Primer plato
Cocina: Tradicional
Lasaña de pollo sin pasta
Fácil
31-40
€€
Lasaña de pollo sin pasta
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Elaboración
La lasaña de pasta sin pollo es uno de mis platos preferidos porque llena lo suficiente como para poder comer algo más y, sobre todo, porque alimenta y no es difícil de hacer. Se pone a cocer el pollo en una cacerola en el fuego con abundante agua y la sal al gusto. Mientras tanto, se pone una sartén en el fuego con aceite y, cuando esté bien caliente, se pocha la cebolla con una pizca de sal. Cuando esté lista, se añade el tomate y se deja unos minutos. Entonces, se licua todo junto y se condimenta con el orégano, el comino, una pizca de sal y otra de pimienta. Se poner en una cacerola el spray para cocinar y se asan las berenjenas en rodajas en ella. En otra cacerola aparte se hacer una bechamel calentando la mantequilla y dorando la harina en ella. Entonces, se agrega la leche poco a poco hasta conseguir una salsa sin grumos y más o menos espesa, y se condimenta con la nuez moscada y la sal. Se engrasa una fuente de horno y se ponen capas de berenjena asada, pollo, la salsa de tomate y cebolla, y, por último, la bechamel espolvoreada con el queso mozzarella. Se mete al horno la lasaña durante 30 minutos a 180º, y se gratina antes de sacarla. A la hora de servirla, se añade albahaca fresca que le da un toque final riquísimo.