abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Pisto manchego con guindilla

Receta de: Verduras y frutas
Plato: Plato caliente, Primer plato
Cocina: Tradicional
Pisto manchego con guindilla
Fácil
31-40
Pisto manchego con guindilla
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Elaboración
El sabor fuerte del pisto manchego con guindilla es lo que más me gustó de este plato. A mí me encanta los sabores así, nada propios de mi tierra, pero yo lo adapto. Hay que calentar una cacerola con aceite y, cuando esté bien caliente, se echa la cebolla picada en él para que se poche (al menos 1 cebolla grande). Se limpia los pimientos, el calabacín y el tomate con agua fría, pelando este último, y se secan con papel absorbente. Se cortan en trocitos al gusto, más o menos pequeños, y se echan a la sartén en el siguiente orden: Primero el pimiento, después el calabacín y, por último, el tomate. Cuando se va pochando uno, se va añadiendo el otro, y así hasta conseguir darle forma al pisto. Lo mejor es dejar el pisto durante una media hora o 40 minutos en el fuego lento, y añadir la guindilla a la mitad de cocción para quele dé el tono picante.