abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Pizzetas Caseras

Receta de: Panes y masas
Plato: Plato caliente, Plato único, Segundo plato
Cocina: Internacional, Ocasiones especiales, Para niños, Tradicional
Pizzetas Caseras
+Fácil
50 >
301-500
Pizzetas Caseras
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Ingredientes
  • Harina (112 gr.)
  • Levadura fresca (10 gr.)
  • Leche (una cucharilla)
  • Agua (35 ml.)
  • Sal (Una pizca)
  • Aceite de oliva vírgen extra (dos cucharadas)
  • Tomate frito (50 ml.)
  • Queso mozzarella (al gusto)
  • Tomates cherry
  • Harina (224 gr.)
  • Levadura fresca (20 gr.)
  • Leche (dos cucharilla)
  • Agua (70 ml.)
  • Sal (Una pizca)
  • Aceite de oliva vírgen extra (dos cucharadas)
  • Tomate frito (100 ml.)
  • Queso mozzarella (al gusto)
  • Tomates cherry
  • Harina (336 gr.)
  • Levadura fresca (30 gr.)
  • Leche (tres cucharilla)
  • Agua (105 ml.)
  • Sal (Una pizca)
  • Aceite de oliva vírgen extra (dos cucharadas)
  • Tomate frito (150 ml.)
  • Queso mozzarella (al gusto)
  • Tomates cherry
Elaboración

¡Que levante la mano al que no le guste la pizza! Este plato italiano conocido en todo el mundo hace las delicias de pequeños y mayores. Para comer, para cenar en familia, con amigos. Estas pizzetas caseras son tan sencillas de preparar que podrás hasta congelarlas y sacarlas en cualquier momento para una rica cena disfrutando de una auténtica pizza casera.

Paso 1:

Empieza preparando la masa de pizza. Para ello, mezcla en un bol la levadura, el azúcar, la leche tibia y el agua que esté también tibia. Mézclalo todo muy bien para que se disuelva la levadura un poco, y deja fermentar. Esto es lo que llamamos prefermento.

Paso 2:

En un bol amplio, mezcla la harina, la sal, el aceite de oliva y el fermento que has preparado anteriormente. Amasa hasta obtener una masa suave y flexible, tienes que conseguir una bola lisa. En ese momento deja descansar tu masa para que crezca. Tápala con un paño de algodón y déjala reposar en un sitio cálido. Tiene que doblar su volumen.

Paso 3:

Cuando la masa haya duplicado su volumen, cógela y desgasifícala… es decir, amasa u par de veces para que libere los gases que la masa ha acumulado en su interior durante la fermentación. Deja que repose de nuevo y estira hasta alcanzar el diámetro y espesor deseados. La mejor manera de hacerlo es con las manos, aunque también puedes ayudarte de un rodillo. COmo queremos que sean pizzas individuales hazlas del tamaño de un plato pequeño o del tamaño que prefieras. Si tienes hijos pequeños puedes pedirles que te echen una mano y os lo pasaréis genial, así ellos harán su pizza a su medida.

Paso 4:

Mete en el horno precalentado a 180° hasta que estén cocidas… lo que llevará unos 8 o 10 minutos. No se deben dorar demasiado dado que se van a volver a meter en el horno una vez que las rellenes de lo que más te guste.

Paso 5:

Saca la masa de pizza del horno y añade primero el tomate frito, luego la mozarella, los tomates cherry y añade otro tipo de queso si te gusta o cualquier otro ingrediente que tengas a a mano: aceitunas, jamón, bacon... como harás varias puedes preparar cada una con unos ingredientes y así habrá mucha variedad. Vuelve a introducir en el horno y hornea otros 8 o 10 minutos hasta que el queso esté gratinado.

Presentación:

Sirve las pizzetas casera inmediatamente y date prisa...que te quedas sin ellas...

Sugerencia:

Utiliza el queso Grana Padano Delicious al sacarla del horno para darle un toque exisito. Rállalo por encima y a disfrutar.