Sandwich mixto - vídeo receta
Receta de: Carnes
Plato: Tostas y bocadillos
Cocina: Ligera, Moderna, Para llevar
+Fácil
< 20
0-150
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Ingredientes
  • Pan de molde (4 rebanadas)
  • Queso mozzarella (1 bola)
  • Tomates cherry (un puñado)
  • Jamón de york
  • Sal
  • Albahaca
  • Queso parmesano
  • Piñones
  • Aceite de oliva vírgen extra
  • Aceite de oliva vírgen
  • Pan de molde (8 rebanadas)
  • Queso mozzarella (2 bolas)
  • Tomates cherry (un puñado)
  • Jamón de york
  • Sal
  • Albahaca
  • Queso parmesano
  • Piñones
  • Aceite de oliva vírgen extra
  • Aceite de oliva vírgen
  • Pan de molde (12 rebanadas)
  • Queso mozzarella (3 bolas)
  • Tomates cherry (un puñado)
  • Jamón de york
  • Sal
  • Albahaca
  • Queso parmesano
  • Piñones
  • Aceite de oliva vírgen extra
  • Aceite de oliva vírgen
Elaboración

El sándwich mixto es todo un clásico... un sándwich tan sencillo como perfecto en cualquier ocasión, desde un desayuno, una merienda o una cena rápida.  Su origen se remonta a los finales del siglo XIX cuando en Estados Unidos, donde aún tardaría un tiempo en inventarse el popular perrito caliente,  comenzaron a servirse en los estados de baseball de Nueva York. A las cafeterías españolas  llegaron a mediados de los años 50 coincidiendo con la normalización de relaciones diplomáticas y comerciales entre Estados Unidos y nuestro país, si bien su nombre, 'sandwich mixto', así, en castellano, proviene de la inmensa popularidad que este bocado tuvo en Cuba desde los años 30 y hasta la caída del dictador Batista.

Eso sí, a partir de la receta original del sándwich mixto, existen cientos de variaciones. De hecho, el sándwich mixto que hoy vamos a preparar es una versión libre... pero muy rica, con salsa pesto y con queso mozzarella... ¡sorprendente y delicioso!

 

 

Paso 1:

Para hacer este sándwich mixto, en primer lugar, vamos a cortar la mozzarella en rodajas. Deja que escurra sobre un colador para que luego no suelte agua sobre tu sándwich... lo que podría mojar y arruinar el pan.

Paso 2:

Haz lo mismo con los tomates. Si los tomates cherrys son pequeños los puedes cortar a la mitad y listo, aunque lo ideal es cortarlos en rodajas, para que no se caigan del sándwich una vez elaborado. Si no tienes cherrys también puedes cortar rodajas de otro tipo de tomate, sin problema. Ponles una pizquita de sal.

Paso 3:

Vamos con la salsa pesto. Si tienes tiempo, te invitamos a que elabores tu propio pesto casero, porque recién hecho está verdaderamente rico... pero, por supuesto, también puedes tirar de pesto comprado. 

Si optas por hacer tú mismo la salsa, solo tendrás que triturar las hojas de  albahaca con los piñones y el queso parmesano con un poquito de aceite de oliva. A media que lo vayas triturando, ve añadiendo más aceite de oliva virgen extra para que emulsione bien. Pon a punto de sal.

Paso 4:

Casera o comprada, extiende un poco de salsa pesto por encima de las rebanadas de pan de molde. Para este sándwich nosotros hemos optado por un pan integral, pero tú puedes emplear el que más te guste.

Paso 5:

Ahora coloca sobre una de las rebanadas de pan la mozzarella y encima el tomate, muy bien extendidos. Termina con una o dos lonchas de jamón de York y cubre con la otra rebanada de pan.

Paso 6:

Caliente el sándwich sobre una sartén con un hilo de aceite de oliva  hasta que esté bien doradito.

Presentación:

Sirve tu sándwich mixto inmediatamente y acompaña con una buena ensalada. ¡Riquísimo!

Sugerencia:

A la hora de hacer esta sándwich mixto no dudes en emplear el pan de molde marca DIA, es super tierno y podrás elegir entre una amplia variedad: con o sin corteza, blanco o integral, rústico, con cereales, con semillas...