abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Sobao pasiego

Receta de: Postres y dulces
Plato: Plato frío, Postre
Cocina: Para niños, Tradicional
Sobao pasiego
Fácil
20-30
301-500
Sobao pasiego
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Ingredientes
  • Mantequilla (125 gr. )
  • Harina (125 gr. )
  • Azúcar (125 gr. )
  • Limón (la ralladura, 1 cucharita)
  • Sal (media cucharita)
  • Huevos (2 pequeños)
  • Levadura en polvo (1 cucharita colmada)
  • Mantequilla (250 gr. )
  • Harina (250 gr. )
  • Azúcar (250 gr. )
  • Limón (la ralladura, 1 cucharada)
  • Sal (1 cucharita)
  • Huevos (3)
  • Levadura en polvo (2 cucharitas colmadas)
  • Mantequilla (375 gr. )
  • Harina (375 gr. )
  • Azúcar (375 gr. )
  • Limón (la ralladura, 1 cucharada y media)
  • Sal (1 cucharita colmada)
  • Huevos (5)
  • Levadura en polvo (3 cucharitas colmadas)
Elaboración

Si buscas el aroma de la repostería de toda la vida en un dulce esponjoso: esta es tu receta. El sobao pasiego es típico de los valles pasiegos de Cantabria, desde donde han conseguido fama mundial y una Denominación de Origen Protegida. Son un dulce tradicional, sencillo, económico y que recuerda a la cocina de la abuela… así que gusta a grandes y pequeños.

Paso 1:

Precalienta el horno a 180 grados. Mientras, busca un bol grande, que tenga al menos capacidad para 2 litros y trabaja la mantequilla hasta que quede echa crema. En repostería y bollería intenta trabajar siempre con la mantequilla en pomada, es decir, a temperatura ambiente. Después añade el azúcar, la ralladura de la cáscara de limón, la sal y los huevos previamente batidos. Mezcla bien todos los ingredientes con una batidora o unas varillas para conseguir una mezcla homogénea.

Paso 2:

En otro bol (no es necesario que sea tan grande como el anterior) mezcla la harina y la levadura en polvo (si quieres ir sobre seguro, tamiza la harina, es decir, pásala por un colador de traza fina o tamiz para que se airee y esté más suelta). Ve incorporando esta mezcla de harina a la mezcla líquida poco a poco removiendo bien y constantemente con las varillas para evitar que se formen grumos.

Paso 4:

Echa la mezcla resultante en los moldes, llenándolos solo hasta la mitad de su altura (puedes usar moldes para magdalenas, aunque los más característicos son los clásicos de papel que tienen forma rectangular y alas). Es importante que rellenes los moldes ya colocados en una bandeja de fondo plano apta para horno.

Paso 5:

¡Al horno! Mete la bandeja en el horno, a media altura, durante 20 minutos, hasta que estén dorados. No abras el horno durante la cocción. Y si quieres asegurarte de que están perfectos antes de sacarlos, pincha con un tenedor y comprueba que sale seco.

Presentación:

Si tienes una peana para presentar tartas o pasteles, pon ahí tus sobaos: se mantendrán en perfecto estado durante varios días, aunque…si están a la vista de todos… probablemente no durarán tanto. Junto a un buen vaso de leche, serán a la opción perfecta a la hora de la merienda o el desayuno.

Truco:

En tu sobao pasiego, puedes añadir una cucharada de algún licor que te guste y jugar con los aromas (ron, pacharán, vino moscatel…). Y si los moldes que usas son pequeños, lo mejor es que te ayudes de una manga pastelera para rellenarlos.

Sugerencia:  

La levadura en polvo marca DIA es ideal para todas tus elaboraciones dulces, porque con muy poquita cantidad conseguirás que tus bizcochos y bollos te queden muy esponjosos.