abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Solomillo de cerdo guisado con frutos secos y hortalizas

Receta de: Carnes
Plato: Plato caliente, Segundo plato
Cocina: Para niños, Tradicional
Solomillo de cerdo guisado con frutos secos y hortalizas
Fácil
41-50
151-300
€€
Solomillo de cerdo guisado con frutos secos y hortalizas
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Ingredientes
  • Solomillo de cerdo (400 gr.)
  • Cebolla (media)
  • Zanahoria (media)
  • Puerro (medio)
  • Setas (125 gr.)
  • Patatas (225 gr.)
  • Avellanas (15 gr.)
  • Anacardos (15 gr.)
  • Almendra entera (15 gr., cruda)
  • Harina (50 gr.)
  • Caldo de carne (250 gr.)
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Pimienta negra
  • Solomillo de cerdo (800 gr.)
  • Cebolla (1 ud.)
  • Zanahoria (1 ud.)
  • Puerro (1 ud.)
  • Setas (250 gr.)
  • Patatas (450 gr.)
  • Avellanas (25 gr.)
  • Anacardos (25 gr.)
  • Almendra entera (25 gr., cruda)
  • Harina (100 gr.)
  • Caldo de carne (500 ml.)
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Pimienta negra
  • Solomillo de cerdo (1.200 gr.)
  • Cebolla (una y media)
  • Zanahoria (una y media)
  • Puerro (1 y medio)
  • Setas (375 gr.)
  • Patatas (675 gr.)
  • Avellanas (40 gr.)
  • Anacardos (40 gr.)
  • Almendra entera (40 gr., cruda)
  • Harina (150 gr.)
  • Caldo de carne (750 ml.)
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Pimienta negra
Elaboración

En salsa, envuelto en hojaldre o en bacón, a la plancha, a la pimienta, a la naranja, en brochetas o a la sal… lo cierto es que el solomillo de cerdo es delicioso sea como sea. Su carne es tierna y versátil, admite múltiples preparaciones y es mucho más económica que la misma pieza de ternera. En esta receta fácil y riquísima, el solomillo se presenta en un reconfortante guiso.

Paso 1:

Pica la cebolla finita. Pela la zanahoria y pártela en rodajas. El puerro, límpialo de sus hojas externas, raíces y partes verdes más duras, y pícalo también finito.

Paso 2:

Acerca una cazuela al fuego con un chorro de aceite de oliva y, a fuego suave, pocha la cebolla. Cuando esté un poco transparente, pasados unos 5 minutos, añade la zanahoria y el puerro y deja que se hagan juntos otros 5 minutos. Incorpora las setas que, si son muy grandes, habrás partido en dos o tres trozos.

Paso 3:

Mientras se van haciendo las verduras, limpia de nervios y de grasa los solomillos y trocéalos en dados... del tamaño de un bocado. Salpiméntalos y enharínalos, retirando el exceso de harina dándoles unos golpecitos con la mano.

Paso 4:

Cuando las verduras vayan estando bien hechas, sube el fuego e incorpora los trozos de solomillo de cerdo y dóralos por todas las caras. Añade los frutos secos, rehoga el conjunto un par de minutos, y añade el caldo de carne hasta cubrir el guiso.

Paso 5:

Cuando rompa a hervir, añade las patatas cortadas en trozos pequeños. Deja que se hagan durante 15 minutos. Prueba de sabor para corregir de sal y pimienta y pincha las patatas para comprobar que estén bien hechas. Si es así, retira del fuego.

Presentación:

Sirve tu guiso recién hecho, bien calentito en bonitos platos hondos u ollitas individuales. Puedes adornar con unas ramitas de perejil o cebollino.

El secreto está en "chascar" las patatas

Para que la salsa de este guiso espese de forma natural, las patatas, en lugar de partirlas con el cuchillo, cháscalas. Chascar las patatas consiste en romperlas, en lugar de partirlas haciendo cortes limpios con el cuchillo. Para hacerlo, coge la patata firmemente con una mano y con la otra, haz pequeñas incisiones con el cuchillo pero, a medio corte, levanta el cuchillo para que la patata termine de romperse por sí sola. Con esta técnica, al romperse la patata libera su almidón, lo que servirá para espesar el caldo del guiso de forma natural.