abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Sopa fría de calabacín

Receta de: Verduras y frutas
Plato: Primer plato
Cocina: Tradicional
Sopa fría de calabacín
+Fácil
50 >
Sopa fría de calabacín
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Elaboración
Llega el verano y lo que realmente apetece son comidas que nos refresquen. En invierno son los purés y en verano las sopas frías, como esta sopa fría de calabacín Sabe estupendamente y realmente refresca. Plato sano donde los haya os lo recomiendo de verdad. En primer lugar pasamos a trocear el calabacín, la cebolla y las patatas en trozos menudos. En una cazuela con bastante fondo, ponemos la mantequilla a dorar junto con un chorrito de aceite que evitará que se nos queme, y cuando esté derretida añadimos el calabacín y la cebolla y lo rehogamos todo junto durante unos 10 minutos. Cuando el calabacín se haya ablandado, agregamos las patatas y lo volvemos a rehogar un par de minutos más. Pasado ese tiempo vertemos el caldo, salpimentamos ligeramente y dejamos cocer las verduras durante 20 minutos a fuego medio. En el momento en que veamos que las verduras ya están hechas, trituramos las verduras y las pasamos por el chino para que nos quede una sopa más suave y ligera. Hecho esto añadimos a la crema la nata y la leche y rectificamos de sal y pimienta. Removemos y llevamos a fuego dejando que levante hervor. Cuando esto suceda, la apartamos del fuego y dejamos que se atempere la sopa y por último, la guardamos en el frigorífico hasta que esté completamente fría. Ya sólo os queda sacarla de la nevera justo a la hora de servirla. Si queréis darle un toque especial a la sopa fría de calabacín, agrégale unas hojas de menta o hierbabuena antes de triturar las verduras. Le aporta un frescor añadido. Os aconsejo que si no os gusta encontrar los toques de la piel del calabacín lo podemos pelar antes de picarlo.